Este año 2017 estamos teniendo un buen surtido de propuestas Musou de la mano de Koei Tecmo, que sigue manos a la obra para que un estilo de juego de nicho se afiance cada vez más (hay más Musous al año que juegos de fútbol, tengámoslo en cuenta). En este caso nuestro análisis trata sobre Berserk and the Band of the Hawk, con el cual la compañía adapta parte de la larga historia del manga original y de las películas. Adaptar el manga al completo sería simplemente una misión titánica (y un poco suicida para los desarrolladores), así que se ha llevado a cabo una buena selección del contenido que jugaremos. Se han dejado algunas historias de por medio y lo que se ha intentado es llegar lo más lejos posible, lo que significa que vamos a poder cubrir el gran volumen de los arcos escritos por el autor Kentaro Miura. En definitiva, muy buenas noticias para los fans.

Violencia extrema

Como ya pasó con las adaptaciones de Fist of the North Star en su vertiente musou, era necesario que este juego tuviera un nivel de violencia extremo. Al fin y al cabo, quienes han leído el manga y visto el anime saben bien que ambas versiones están llenas de matanzas y sexo (no precisamente consentido). No obstante, adaptar esto al juego no iba a ser tarea fácil. Por eso Berserk and the Band of the Hawk ha acabado siendo uno de los desarrollos más complejos que ha visto Koei Tecmo en los últimos años. En Japón no podían/querían incluir un nivel de violencia extremo y en Occidente no querían que el tono bestia de las escenas sexuales fuera demasiado alto. ¿Qué hacer? Modificar ambas versiones. A los occidentales se nos permite desmembrar a los enemigos y los japoneses ven las escenas tal y como fueron creadas en su momento y sin censura de por medio. También hay una polémica con un DLC que seguro que habéis leído y que dejaremos al margen porque con los contenidos DLC ya se sabe. Lo que no es de recibo es que se haya modificado la portada occidental (¿Koei Tecmo también se apunta a estas chorradas?).

Si dejamos de lado eso y como veníamos diciendo al inicio de este apartado, el juego es extremadamente violento y si vemos que es demasiado para nosotros podemos reducir el tono desde el menú de opciones. A lo largo de la partida destrozaremos a nuestros oponentes con la habitual mecánica de combate musou, pero aprovechando las técnicas propias de cada uno de los personajes. Además, lo que sí hemos apreciado es que se ha incorporado una mayor carga de combate cuerpo a cuerpo y un buen sistema de esquive y fintas que nos permite aportar un ritmo distinto a los enfrentamientos.

Fiel y realista

Lo que nos gusta de estas adaptaciones que realiza Koei Tecmo de mangas y animes conocidos es que saben cómo trasladar la esencia de las versiones originales. En esta ocasión se nos sumerge en las batallas habituales de mapa cerrado que ya son habituales y se nos ofrecen misiones adicionales que vamos realizando de forma dinámica. Nada nuevo bajo el sol, dado que ya lo hemos visto en otros títulos, pero en este caso las misiones se pueden realizar de una manera bastante libre y no tan agobiante (aunque ya sabéis que el tono irá aumentando a medida que avancemos). A esto sumaremos la personalización de nuestro héroe con objetos y mejoras, así como el desbloqueo del árbol de habilidades habitual. También tendremos armas secundarias y consumibles, aunque las primeras no son de una utilidad esencial y habrá momentos en los que no las usaremos.

A lo largo del modo historia iremos viendo escenas tal y como ha ocurrido en las otras adaptaciones de mangas a musou y participando en conversaciones entre personajes. Esto nos va metiendo más y más en la historia y ayudará a los seguidores a seguir el hilo de cada arco, mientras que quienes no conozcan Berserk podrán irse haciendo a los acontecimientos y conocer más a los personajes. Todos los textos, como de costumbre, están en inglés, así que hay que tenerlo en cuenta.

La acción y los combates no solo están presentes en el modo historia, donde ya os podéis imaginar que los personajes se van desbloqueando a medida que el argumento avanza. No jugaremos con todos, así que será un incentivo añadido para recaer después en los demás modos de partida. En ese sentido Koei Tecmo ha realizado un buen trabajo en cuanto a dotar de características adicionales a Berserk and the Band of the Hawk. Además del modo libre nos podremos meter en el modo Eclipse, que será donde nos dejaremos envolver por la locura de los pasajes más demenciales del manga y el anime. Este tipo de modo es similar a los survivals de algunos Musou previos y tiene un muy buen ritmo para que hagamos uso de los personajes y aprovechemos sus muchas opciones de combate. Si tenéis interés en presionar vuestros límites es una de las mejores opciones de juego. Por supuesto, hay recompensas para quienes lo intenten y servirá para desbloquear personajes y transformaciones.

Sangriento y cautivador

Uno de los puntos fuertes de Berserk and the Band of the Hawk es la ambientación, terriblemente real y cautivadora al mismo tiempo. Es uno de esos mundos oscuros que no han entrado en la decadencia de lo visto en Fist of the North Star (y lo mencionamos de nuevo por ciertas similitudes obvias), pero que respeta esa ambientación medieval que no deja de aportar épica. Cuando nos metemos en ciertos escenarios y sobre todo pasamos al Eclipse tenemos ese toque dantesco que tan bien le pega al juego, en la cual lo desagradable adopta un papel protagonista. Las escenas podían ser un poco más contundentes sin la censura, pero los personajes en contraposición a esto están muy bien diseñados, se mueven perfectamente y son fieles reflejos de lo que hemos visto en televisión. Es un musou, así que no esperéis que cambie vuestro mundo con lo que veáis en pantalla, pero se hace un buen trabajo a la hora de respetar el estilo del manga-anime original.

Las voces son las que hemos oído en el anime, así que en ese sentido quedamos muy complacidos, y la banda sonora podría ser más pegadiza y enérgica, pero la de las distintas adaptaciones en anime tampoco fueron nunca demasiado imprescindibles, por lo que nada que añadir en este aspecto. Con todo eso en cuenta, el juego tenemos que decir que es una perfecta recomendación para los seguidores de Guts y compañía. Todos ellos lo disfrutarán de arriba a abajo y pasarán horas y horas jugando. Los demás jugadores, sobre todo aficionados a los musou, también tienen una buena propuesta, pero el nivel de adicción que inspire dependerá de lo que os convenzan sus personajes. Al menos recordemos su enorme carga de violencia, lo que nunca está de más en este tipo de propuestas.

Berserk and the Band of the Hawk
Berserk and the Band of the Hawk es un excelente musou para los fans del manga en el que se basa por mucho que tenga trazos de censura.
Jugabilidad8
Gráficos8
Sonido8.5
Lo mejor
  • Gran selección de contenido y arcos
  • Koei Tecmo exprime la licencia
  • El alto nivel de violencia
Lo peor
  • La censura
  • Se podría haber exprimido la serie con algún otro modo
  • Muchos añadidos de jugabilidad, pero la mayoría poco trascendentales
7.8Bueno
Puntuación de los lectores: (0 Votes)
0.0

Sobre El Autor

Vander Fujisaki
Redactor Jefe
Google+

Jugador desde los tiempos del Amstrad y especialista en el desarrollo de un sexto sentido desde pequeñito para derrotar a japoneses en juegos de lucha. Puede jugar durante horas tanto a la última aventura de Dora la exploradora como al RPG japonés más denso, pero es un paquete en los FPS.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

*