Inicio > Análisis > Bug Princess 2 Black Label

Bug Princess 2 Black Label

La versión Black Label del shoot’m up Bug Princess 2 da el salto al sistema operativo iOS con una versión más completa que ha recibido novedades destacadas.

Bug Princess 2 Black Label Portada

Bug Princess 2 Black Label
Nota: 81
Plataforma: iPad (analizado) e iPhone
Artículos
Género: Shoot’m Up
Imágenes
Lanzamiento: 23/06/12 | 23/06/12 | 23/06/12
Vídeos
Desarrollador: Cave
Trucos
Editor/Distribuidor: Cave/Cave
Saves
CÓMPRALO:
|

Cave le ha tomado la medida a la plataforma iOS de Apple, y es fácilmente comprobable después de lo poco que han tardado en lanzar Bug Princess 2 Black Label tras la salida pocos meses antes de Bug Princess 2. Aún con el sentimiento encontrado de algunos fans, la comunidad más fiel de la compañía, aquella que compra ciegamente todos sus títulos, ha apreciado la buena noticia que significa la llegada a iOS de esta versión Black Label recientemente editada. Con ella se redefine el sistema de puntuación, se añaden opciones extra y, cómo no, se mantiene lo que vimos en la edición original.

JUGABILIDAD

Los shoot’m ups danmaku llevan mucho tiempo pegando fuerte en Japón, tanto que es fácil ver hileras de máquinas alineadas con los principales éxitos del género en los recreativos del país. Las consolas también han tenido su correspondiente ración de títulos del género, principalmente conversionados desde arcades, y los dispositivos móviles no han querido ser menos. En el caso de Cave, una de las empresas más veteranas del género, y sin duda la que más fans cosecha en todo el mundo, su historial con iOS viene de lejos. Si hablamos de Bug Princess, shoot’m up también conocido como Mushihime-sama, lo hemos visto ya en tres ocasiones en la App Store de Apple. La tercera y más reciente se trata de Bug Princess 2 Black Label, que viene prácticamente a rematar la faena y dar final a una saga que ha encandilado al público.

No es un juego precisamente barato, ni mucho menos, dado que su precio asciende a 13,99 dólares, y además tiene el hándicap de contar con extras de pago, lo que no parece de recibo una vez has comprado el juego por este coste. Pero es algo de lo que hablaremos después. Lo que es importante decir de primera mano es que, irremediablemente, la jugabilidad hace gala de un sistema envidiable, rápido y fluido, adictivo y completo, al cual no se echa nada de menos. Aún tratándose de una reversión de un juego disponible desde hace poco tiempo, los añadidos y cambios que tiene ayudan mucho a que la experiencia sea distinta por parte de los usuarios.

En Bug Princess 2 Black Label comenzamos adentrándonos en el modo original de la modalidad arcade, el único disponible para comenzar. También podemos participar en un entrenamiento que no viene mal si somos principiantes. El juego, para que nos entendamos, es una serie interminable de disparos contra decenas de enemigos que aparecen sin parar. Hay un total de cinco niveles distintos, todos con sus correspondientes jefes de pantalla, y dos parejas de personajes lideradas por Reco y Palm. Además, cada personaje tiene dos armas y uso de bombas. Esta modalidad original se mantiene muy clásica respecto a lo visto en Bug Princess 2. Los otros dos modos, que deberemos desbloquearlos con esfuerzo, son Maniac y God, donde el número de disparos, como podéis imaginar, se incrementa de forma considerable. En todos los casos se aprecia que hay modificaciones en la manera de puntuar y conseguir puntos para después participar en las tablas de clasificación. Por ejemplo, los jugadores hardcore apreciarán que son beneficiados por disparar en distancias cercanas a los enemigos y por no hacerlo desde la distancia. En cierta medida es un método para que sean los propios jugadores los que definan el nivel de confianza que tienen en sí mismos. En cada uno de los modos hay distintos parámetros que debemos tener en cuenta para conseguir la mayor puntuación posible, algo que los fans de Cave no dudarán en dominar. Por otro lado, es justo reconocer que el modo God es el único que corresponde al jugador mostrándole el jefe final del juego para que se enfrente a él.

Como decíamos antes, lo que no acaba de convencer es que, después de haber gastado el dineral que cuesta Bug Princess 2 Black Label, se te pida que también compres los dos modos Boss Rush. La única forma de ahorrarnos este dinero es tener instalado tanto Bug Princess como Bug Princess 2, pero tampoco te dejan jugar más que una vez al día, lo que resulta insuficiente.

En cuanto a los controles, algo de lo que no podemos olvidarnos, sorprende lo bien implementado que está el sistema y la fluidez con la que movemos al personaje por pantalla, llevándolo a voluntad a todos los rincones de la misma pulsando sobre la superficie táctil. La única pega se encuentra en lo difícil que es llegar a tocar los botones de bomba y cambio de arma al utilizar un iPad, por la lejanía de los iconos.

GRÁFICOS

A nivel técnico se ha mejorado el procesado visual para que las reacciones sean más fluidas y sigan una línea más estable, algo que resulta vital en un juego de estas características. Se trata de una aplicación universal y luce de forma muy adecuada tanto en iPhone como en iPad, destacando la gran cantidad de disparos que se puede reunir en pantalla al mismo tiempo. El diseño de las criaturas destaca por su tamaño y movimientos, creándose una alta dimensión en lo referente a darle una mejor ambientación al juego. Los pequeños arreglos que se han realizado ayudan a la experiencia, pero lo que más destaca es la reunión de disparos de multitud de formas y colores que se reúnen en la imagen.

MÚSICA & SONIDO

Aunque fueron Manabu Namiki y Kimihiro Abe quienes se ocuparon de la banda sonora de Bug Princess 2, la responsabilidad en Bug Princess 2 Black Label recae en el trabajo del fallecido compositor Ryu Umemoto, un miembro clave en Cave. Si repetidamente se ha comparado el trabajo de este músico con el de Yuzo Koshiro debe ser algo digno de aplaudir, contando con un muy buen sentido del ritmo para saber qué le pega a cada tipo de situación. Esta música se combina con efectos de sonido correctos tal y como podamos imaginarnos.

CONCLUSIÓN

Son muchas las razones por las que se puede recomendar Bug Princess 2 Black Label, especialmente si no tenemos la anterior versión del juego. Los cambios introducidos en esta edición la convierten en la que debemos tener en cuenta, y además dispone de algunos añadidos de interés, tanto los dos nuevos modos como la presencia de niveles de dificultad. Es un juego que engancha mucho y que gustará a los fans de los danmaku, pero que tiene el inconveniente de requerir un gasto adicional para desbloquearlo absolutamente todo.