Inicio > Análisis > Puzzle & Dragons

Puzzle & Dragons

El éxito de Puzzle & Dragons en Japón fue abrumador. La empresa japonesa GungHo Online Entertainment logró acertar totalmente con su propuesta cuando la puso a disposición de los usuarios en el año 2012. A fecha de abril del año 2013 se había convertido en la app que había producido más ingresos a nivel mundial en iOS y Android. En el mes de octubre de este mismo año la cantidad de descargas del juego ha llegado a 20 millones de veces en Japón, lo que significa que más del 10% de la población disfruta de su jugabilidad. Se espera que su llegada a territorio occidental también deje unos buenos resultados.

JUGABILIDAD

La intención de los desarrolladores era combinar dos mecánicas: la de los RPG en primera persona, tipo Phantasy Star, y la de los juegos de puzles tipo match-3. No ofrece algo parecido a los juegos de la franquicia Puzzle Quest, dado que plantea los enfrentamientos desde un punto de vista distinto. En Puzzle & Dragons formamos un grupo de cinco criaturas, entre las que una de ellas actúa como líder (lo que le permite tener activada una habilidad especial). Antes de introducirnos en las mazmorras también contamos con la posibilidad de elegir un aliado que actuará como sexta criatura, y que podrá elegirse entre nuestros amigos (creados de forma sencilla desde el juego y no mediante redes sociales) o entre usuarios aleatorios (con distintos bonus que beneficiarán la elección de los amigos).

Cuando hemos definido la mazmorra en la que introducirnos y el equipo de criaturas, pasamos al juego en sí mismo. Cada mazmorra se divide en un número determinado de enfrentamientos en base a la dificultad en la que nos encontremos (cuanto más difícil más combates). Los enemigos aparecen en la parte superior de la pantalla, donde también vemos los iconos de nuestras criaturas y nuestra barra de vida (una general). En la parte inferior se encuentra el panel de juego, que es similar al de muchos otros títulos de puzles tipo match-3. En él aparecen diversas bolas de diferentes colores representativos de los elementos que debemos combinar al menos en combinación de tres del mismo tipo. Como es tradición, la misión es tratar de realizar cuantos más combos podamos. Cada vez que movamos una bola, haga combinación o no, se gastará un turno. Y esto es muy importante, dado que el número que aparece al lado de cada enemigo significa el número de turnos que le quedan para atacar. Con nuestras combinaciones de bolas daremos golpes en base a las criaturas que tengamos en el equipo. Lo explicamos.

Si tenemos tres criaturas de fuego y dos de agua, solo deberíamos hacer combinaciones de bolas de colores rojo y azul, dado que son las que activan los ataques de nuestros respectivos monstruos. Cada combinación roja hace que los monstruos de fuego ataquen. Si hacemos una combinación morada, de oscuridad, y ninguna de nuestras criaturas es de este elemento, no servirá absolutamente de nada. Por eso es recomendable intentar que en nuestro equipo de cinco criaturas tengamos al menos una de cada elemento: fuego, agua, madera, oscuridad y luz. Hay un sexto tipo de piezas: las de forma de corazón, que sirven para recuperar vida y que se activan sea cual sea el equipo de criaturas que tengamos.

Los enemigos también corresponden a elementos determinados, así que habrá otra parte de estrategia en saber cuáles serán los ataques que les harán más daño, funcionando la filosofía en base a las reglas del piedra, papel y tijera con los elementos fuego, agua y madera. Por su parte, los elementos de luz y oscuridad son de efectividad recíproca entre sí: la luz es buena contra la oscuridad en ataque, pero al mismo tiempo es débil en defensa también contra la oscuridad.

¿Cómo avanzamos a lo largo del juego? Vamos desbloqueando mazmorras a medida que completamos las que nos propone el juego. Hay eventos especiales, con multitud de colaboraciones de series de anime, videojuegos y otras licencias, y tenemos nuestra propia colección de criaturas que vamos completando adquiriendo huevos. Los huevos se pueden obtener participando en las mazmorras y también por medio de una máquina tipo gashapon en la cual gastamos los puntos que hemos logrado colaborando con los amigos. La adicción en cuanto al concepto de colección es amplia, y hay que tener en cuenta que las criaturas pueden mejorar, fusionarse y evolucionar. De esta manera nos podremos desprender de todas las criaturas que nos salgan repetidas. También podemos usar dinero de pago para aumentar el espacio que tenemos para almacenar monstruos por medio de dinero de pago. Las microtransacciones también sirven para curar la stamina, que se recarga automáticamente con el tiempo o al subir de nivel y se gasta jugando en las mazmorras, y para adquirir huevos de criaturas especiales.

GRÁFICOS

Cuando hablamos de las criaturas de Puzzle & Dragons nos estamos refiriendo a montones de seres de todo tipo de estilos, no solo monstruos. Los dragones, como es lógico, abundan, pero también hay criaturas mágicas del bosque, ninfas de atractivas figuras y poderosos guerreros con armadura. La variedad de estos monstruos que podemos coleccionar es elevada y denota el esfuerzo que han puesto los creadores para que los usuarios tengan una sensación de frescura mientras juegan. No disponen de animaciones, dado que durante los combates no hay movimientos más allá de lo más básico, pero ofrecen un muy buen estilo. Lo mismo se puede decir de la interfaz, que es muy manejable y ordenada, mientras que la pantalla de puzle, donde están todas las esferas, cuenta con algunos efectos añadidos, pero todo dentro de una sencillez extrema para que el juego funcione a un rendimiento adecuado.

MÚSICA & SONIDO

Podríamos pensar que la banda sonora es un aspecto bastante secundario en el juego, pero el título de GungHo Online Entertainment cuenta con una selección de canciones realmente pegadiza. No en vano su responsable ha sido el famoso Kenji Ito, experto compositor con una larga experiencia en el mundo de los videojuegos. En su currículum se encuentran las bandas sonoras de franquicias como Romancing SaGa o algunas primeras entregas de Final Fantasy. Su estilo, que encaja totalmente con la fantasía medieval, le da a Puzzle & Dragons una serie de sintonías más que pegadizas. Pero no hay que olvidarse de Yukio Nakajima, de la saga Rune Factory, dado que también ha trabajado en la música de este juego que analizamos. El resto del apartado de sonido está representado por, eso sí, una serie de efectos más propios de juegos de puzles, combinados con los sonidos de ataque más habituales de juegos de rol.

CONCLUSIÓN

Puzzle & Dragons ha tenido un gran éxito en Japón y entendemos fácilmente el porqué. Aúna muchos de los ingredientes que más gustan a los japoneses, como la recolección de criaturas, el progreso con subida de nivel de los RPG y una mecánica de puzles fácil para todo tipo de usuarios. Además, su apartado técnico está muy trabajado y las microtransacciones, aunque lógicamente existen, no resultan imprescindibles.