Inicio > Análisis > Split!

Split!

Los desarrolladores de Touchy Interactive debutan en la App Store de iOS con un juego que aporta un punto de vista original a los shooters estratégicos de aspecto retro.

Split! Portada

Split!
Nota: 70
Plataforma: iPad (analizado) e iPhone
Artículos
Género: Acción
Imágenes
Lanzamiento: 14/06/12 | 14/06/12 | 14/06/12
Vídeos
Desarrollador: Touchy Interactive
Trucos
Editor/Distribuidor: Touchy Interactive/Touchy Interactive
Saves
CÓMPRALO:
|

El mercado de los dispositivos móviles está lo suficientemente abierto, sobre todo en iOS y Android, como para que desarrolladores indie de todo el mundo den el salto al frente más profesional. En el caso de Touchy Interactive, se trata de una compañía afincada en Malasia que promete y que con este primer título, Split!, demuestra tanto buenas ideas como medios de sobra para representarlas.

JUGABILIDAD

Split! es una curiosa mezcla de géneros y referencias. Se plantea como un shooter de aspecto retro que recuerda a los arcades de los años 80 por la perspectiva y la sencillez de los personajes protagonistas, diseñados con el mismo aspecto, pero diferenciándose en base a su color, azul uno y rojo el otro. Pero el desarrollo no es el de un shooter frenético como Super Smash TV, por ejemplo, sino que aporta un lado más táctico y estratégico. Cada uno de los niveles, de un tamaño más que considerable, tiene un objetivo común: acabar con todos los enemigos que encontremos en nuestro camino. No podemos ir a por ellos de forma directa, porque de un sólo disparo nos derrotan, y con que muera uno de los dos personajes la partida termina.

Esto hace que debamos pensar cada uno de los movimientos de los protagonistas, memorizando las rutas de los oponentes y beneficiándonos de los distintos elementos de los que está formado el escenario. Por ejemplo, como si se tratara de un shooter tipo Gears of War, en Split! podemos protegernos detrás de bloques para evitar los disparos enemigos. Colocar a un personaje en posición de cobertura significará que se enzarzará en una ida y venida de disparos que difícilmente acabará con los oponentes, dado que estos también saben ponerse a cubierto. Pero será, como veremos poco después de comenzar a jugar, la manera de entretener a un enemigo para luego tomarle por sorpresa con el otro personaje al que manejamos y pegarle un tiro por detrás. El tener dos héroes de control independiente abre muchos caminos para la realización de estrategias de ataque y defensa, lo que se convierte en una buena forma de progresar en la aventura.

Si analizamos punto por punto el estilo del que hace gala Split!, vemos que se podría definir como una versión moderna y planteada a modo de shooter de juegos como Lolo Adventures, al menos en su concepto general. Esto se debe a que tenemos que memorizar las rutas de los enemigos, buscar la manera de derrotarlos, y prestar mucha atención al escenario para que la situación de los elementos del mismo, como palancas que nos abrirán el camino, no sea contraproducente para nosotros. Se requiere mente fría y capacidad para el análisis de los escenarios y la disposición de los oponentes, así como fuerza para superar la frustración que se produce en algunas situaciones.

Los controles en Split! son totalmente táctiles, manejando a los personajes tocándoles y dibujando la ruta sobre la que avanzarán en cuanto soltemos el dedo. Hay que tener cuidado cuando lo hagamos, siendo certeros con el dedo, para no dibujar caminos de más o de menos, dado que los personajes son muy exactos en cuanto a hacer lo que les pedimos. Inicialmente es un poco complejo definir la trayectoria sin hacer que, siempre al principio, los personajes den un paso en falso hacia donde no nos interesa. Estos controles requieren precisión, y se nota. Por otro lado, las acciones secundarias, como disparar, se realizan de forma automática cuando existe ocasión, así que no tenemos que preocuparnos de ello en absoluto. La dificultad en general es elevada, existiendo tres rutas de pantallas en tres niveles de complejidad distintos.

GRÁFICOS

El equipo de desarrollo adopta un estilo muy clásico y retro, destacando el diseño de los escenarios a nivel de disposición de los oponentes, las coberturas y los distintos objetos. La calidad gráfica es reducida en el sentido de que no intenta sorprender, limitándose a unos sprites muy sencillos. Lo mismo ocurre con las animaciones, con una grave escasez de personajes, tanto desde un bando como desde el otro, y escasos cambios en la paleta de colores a medida que avanzamos. Por otro lado, el sistema de zoom de la cámara no es eficiente del todo, dado que si bien podemos alejarla para ver todo el nivel de golpe a modo de menú de pausa, cuando lo hagamos no tendremos interacción sobre los personajes. En último lugar, hay que destacar las escenas estáticas que aparecen entre niveles y que ayudan a darle al juego un toque más interesante.

MÚSICA & SONIDO

A nivel de efectos sonoros se realiza un trabajo sencillo, con disparos, ruidos de pisadas y efectos de puertas, y aunque no sorprenden, cumplen con su función. La banda sonora es todo lo contrario, contando con unas canciones excesivamente machaconas que, por mucho que puedan pegar con la ambientación, molestan más que ayudan para pensar y salir del paso de las situaciones en las que nos introduzcamos.

CONCLUSIÓN

Split! se transforma en una experiencia un poco plana a largo plazo. Los niveles se pueden repetir para ganar medallas si obtenemos las mejores puntuaciones, pero no hay mucho incentivo para conseguirlo, dado que no hay soporte de Game Center o parecido. Es posible que mejoras en este sentido se implementen en el futuro, pero hoy por hoy resulta, aún con sus defectos, un juego interesante que entretendrá a los seguidores de este tipo de títulos de acción e inteligencia.