Inicio > Avances > Mario Kart 8

Mario Kart 8

Entre los muchos juegos que están esperando disfrutar los usuarios de Wii U en 2014 hay varios que suenan con una fuerza especial. Uno de ellos es Mario Kart 8, franquicia de carreras arcade que nunca decepciona y que tiene a sus espaldas uno de los historiales más positivos del sector de los videojuegos. Porque hay sagas longevas que mantienen el interés, pero en mayor o menor medida siempre se encuentran con algún juego que se convierte en la oveja negra. Con Mario Kart ocurre todo lo contrario, cada nuevo título iguala y mejora las características del anterior, ya sea en formato portátil o en sobremesa. Incluso sus arcades han sido capaces de trasladar a los recreativos la diversión que proporciona el universo de Mario Kart.

UN POCO DE GRAVEDAD

Ya hemos podido sentir lo que significa atravesar zonas antigravedad en el nuevo Mario Kart 8. Nintendo, en busca de la experiencia de conducción definitiva, ha dotado al juego de un elemento que recuerda mucho a F-Zero y que tiene una aplicación más que útil en el universo de las conchas y de los plátanos. Nuestros vehículos, gracias a la última tecnología desarrollada en el mundo de Mario Kart, son capaces de flotar para atravesar ciertas zonas de los circuitos. A la hora de la verdad puede parecer que simplemente flotamos y que la experiencia no se modifica respecto a la jugabilidad clásica, pero una vez profundizamos en los circuitos nos damos cuenta de lo confundidos que estaríamos pensando así.

Mario Kart 8 es un juego de contrastes y de circuitos flexibles. En anteriores entregas de la saga conocíamos la existencia de rutas alternativas que nos permitían ganar terreno a los rivales. La cueva en la playa, el salto de tierra para ahorrar camino en el decorado de Wario en Mario Kart 64 y muchas otras zonas que invitaban a ser astutos. Los usuarios elegían sí o no hacer uso de estos atajos, aunque no siempre dependía de ellos, sobre todo cuando otro rival les disparaba con algún objeto en el proceso de acortamiento. Ahora, en Mario Kart 8 va a ser mucho más difícil bloquear a los usuarios que quieran tomar atajos, dado que la variedad de caminos va a ser más que elevada.

A esto ayuda la propia antigravedad que hemos mencionado, con la cual se nos da acceso a partes del escenario que ni siquiera habríamos soñado con alcanzar. Podemos ponernos boca abajo y correr por las paredes, hacer cabriolas imposibles y pasar por partes del circuito que en otro caso se convertirían en un obstáculo infranqueable. La velocidad que se puede alcanzar gracias a la incorporación de la antigravedad es más que elevada, y aunque no lo podemos confirmar, diríamos que la versión que hemos podido probar se encontraba a 50cc o como mucho 100cc. Imaginamos que al aumentar hasta los 150cc el cambio será incluso mayor. Además, también hay que tener en cuenta que el juego funciona en todo su esplendor a 60hz, con lo que esto significa para encontrarnos participando en carreras rápidas y emocionantes.

ESTO ES WII U

Nos comentaba el equipo de Nintendo España cuando probamos el juego hace unos días que las novedades de Mario Kart 8 van a ser cuantiosas. Se intenta que el juego sea más social y multijugador, algo por lo que saga siempre se ha caracterizado, sobre todo en Wii gracias a su modo online y en otras consolas por la pantalla partida, que reunía a los amigos delante de una misma consola. Para ello Mario Kart 8 añade una experiencia personalizada conocida como Mario Kart TV, en la cual vamos a poder compartir vídeos de partidas que hayamos grabado mientras jugábamos. Otra buena característica del juego a tener en cuenta será que cada carrera contará con un máximo de doce competidores. Habrá tanto modo online como el tradicional multijugador local.

En relación a los controles, hemos tenido ocasión de jugar tanto con el Wii U GamePad como con el Wii Wheel y los resultados han sido más que satisfactorios. La pantalla del Wii U GamePad da la posibilidad de ver el circuito y el desarrollo del mismo, pero lo que destacan son los controles de movimiento, aportando una gran precisión a la propuesta. Incluso el Wii Wheel funciona mejor que en Mario Kart Wii, notándose un incremento de la sensibilidad para que cualquier tramo del circuito se pueda afrontar en condiciones con estos mandos. Los usuarios más clásicos podrán usar los controles de toda la vida con el Wii U GamePad y todavía no hay consenso sobre si también será posible utilizar el Pro Controller de Wii U, algo que agradecerían quienes prefieren no sacar partido de los controles de movimiento.

CONCLUSIÓN

Mario Kart 8 se ha diseñado siguiendo las bases que tiene que tener un juego de estas características, lo que hace muy fácil que complazca. Además, incorpora novedades que llaman la atención, algo por lo que también se caracterizan todos los títulos de la franquicia de carreras de Nintendo. Por ahora aún es pronto y tendremos que esperar para conocer los distintos pilotos, modelos de vehículo y objetos que se añadirán para la ocasión. De momento sabemos que vuelven los karts y las motos, que entre los personajes están los habituales, como Peach, Mario o incluso Toadette, y que hay recuperaciones de objetos populares respecto a otras entregas de la saga, como la flor de fuego. Pero esto es solo raspar la superficie de un título que promete mucha diversión.