Inicio > Destacado > Bullet Girls, el shooter más femenino

Bullet Girls, el shooter más femenino

La desarrolladora japonesa Shade, responsable de títulos para móviles como la saga Destroy Gunners, dará el salto a PlayStation Vita en el mes de agosto con el lanzamiento de Bullet Girls. Este juego, que por ahora solo se ha anunciado para Japón, llegará de la mano de D3 Publisher y nos introducirá en un shooter donde se enfrentarán colegialas dotadas de poderosas armas de fuego. El concepto nos ha llamado la atención por distintos ingredientes, como que la ropa de las chicas se rompa a medida que reciban impactos, lo que sin duda está en la línea de la saga Senran Kagura. El tipo de juego lo hace muy viable para PlayStation Vita, donde cada vez se conecta más con los usuarios aficionados a este tipo de títulos.

A palos en la Academia Misakimori

Hace 149 años se llevó a cabo la fundación de la Academia Misakimori, un centro japonés que siempre ha querido ser el lugar donde se forme a las japonesas más refinadas y decentes. Esta escuela privada deposita una especial importancia en muchos aspectos que no tienen lugar en otros centros escolares, manifestando un interés remarcado por una educación de estilo militar. Las chicas que estudian en la Academia Misakimori tienen que intentar ser perfectas, mujeres hechas y derechas que además tengan un firme sentido de la responsabilidad y que estén preparadas para saber responder con maniobras militares ante cualquier tipo de situación. El refinamiento de estas chicas se realiza en los clubs, en los que se potencia este sentido más estricto de la educación militar.

El Ranger Club es el protagonista del juego, uno en el cual se alistan las chicas que están buscando emociones fuertes y una dinámica de combates muy especial. La historia de Bullet Girls comienza cuando las nuevas estudiantes del curso se encuentran en plena decisión de qué club elegir. Las que entren en el Ranger Club se encontrarán con un panorama que no habrían podido imaginar. Porque aunque no habrían pensado nunca en combatir en batallas, ahora tendrán la ocasión de hacerlo y esto las curtirá como mujeres de provecho.

Misiones para aprender a luchar

Las chicas del Ranger Club van a tener que demostrar sus habilidades y que están muy preparadas para aprender dejándose la piel en todo tipo de misiones que las enfentará a otras escuelas. Hay dos tipos de misión, las de baja y las de alta intensidad. Comenzaremos con las de baja intensidad y cuando hayamos demostrado que tenemos la experiencia y habilidad suficiente con ellas, lo que se materializará cumpliendo una cantidad exacta de las presentadas, nos permitirán entrar también en las de alta dificultad. Las misiones de baja intensidad incluyen llevar a cabo tareas como la recolección de objetos, alcanzar unas zonas del escenario determinadas que se hayan establecido o acabar con los enemigos que encontremos por el camino. En las misiones de alta intensidad notaremos que la dificultad aumenta y que las cosas se ponen un poco más complicadas. Todo el juego está planteado para que completemos las zonas de nivel en su totalidad, así que en general los desarrolladores recomiendan hacer todas las misiones de intensidad baja antes de saltar a las de alta.

Luchar para sobrevivir y cumplir objetivos es lo que haremos. En cada misión será posible elegir un personaje que se convertirá en el atacante. Esta chica será la principal que usaremos en la pantalla, sobre la que recaerá toda la importancia y el riesgo. Nos la llevaremos al campo de batalla y tendremos que intentar que salga airosa por todos los medios posibles. No siempre será fácil, pero si tenemos siempre bien en cuenta el objetivo de la misión y no nos distraemos lo tendremos mucho más fácil. También seleccionaremos, antes de comenzar la misión, un personaje de apoyo. Esta segunda chica nos irá ayudando, ya sea de forma activa como pasiva, para que logremos llevar a cabo nuestro objetivo.

A la hora de jugar nos encontramos con un shooter en tercera persona que es bastante peculiar. No vamos a poder exigirle esos niveles de presión que tienen juegos occidentales que viven por y para el shooter, pero tiene un estilo peculiar que llama la atención. A mandos de nuestro personaje no solo apuntamos y disparamos, sino que contamos con movimientos muy ágiles que le dan a los enfrentamientos un toque más original. Podemos movernos, saltar, hacer esquives y maniobras evasivas, así como cubrirnos para intentar bloquear los disparos de nuestros enemigos. El sistema de juego quiere ser flexible y muy dinámico para que no nos sintamos como si simplemente avanzamos y disparamos. Además, la mecánica implementada por Shade parece que tiene la intención de ser muy abierto a todo tipo de usuarios.

Quitando la ropa de las Bullet Girls

Cuando se alistan en el Ranger Club y se preparan para dar paso a peligrosas misiones las estudiantes ya saben que es muy posible que pierdan la ropa en el transcurso de la batalla. Para que la rotura de ropa sea más dinámica las chicas tienen un nivel de resistencia que se aplica a las piernas, los brazos, el pecho y la cintura. Tanto el personaje que nosotros controlemos como nuestro rival es sensible a sufrir esta rotura de ropa que se producirá al reducir la barra de resistencia a cero. En este momento veremos cómo la ropa se le rompe y una reacción personalizada para atraer al jugador. De momento Shade dice que ha incluido un total de 39 reacciones de rotura de ropa, por lo que no será habitual encontrarse con una repetida dos veces. Esto hará que los jugadores tengan interés por disparar a determinadas zonas del cuerpo de las chicas y a esforzarse para romper la ropa de la mayor cantidad posible de ellas.

Romperle la ropa a nuestras rivales tendrá varios objetivos. Además del placer personal de ver esas escenas y de intentar llegar incluso más lejos que eso, la ropa interior de nuestras rivales la desbloquearemos para luego poder configurarla en nuestras chicas. Esto es aplicable no solo a las braguitas, sino también a los sujetadores.

El cambio de ropa nos llevará al armario donde personalizaremos a las protagonistas, el habitual modo en el cual la interacción con las protagonistas es muy íntimo. Como de costumbre, es un lugar donde tenemos interacción con el personaje al nivel de poder tocarle y verle posar con la nueva ropa que le seleccionemos. Para que veamos el interés que ha puesto Shade en el modo, también será posible que las chicas nos hablen tanto con voz como con texto. Si les tocamos en distintas zonas habrá diferentes reacciones, tanto en cuanto a expresión facial como en lo relacionado con el movimiento del cuerpo.

Page 1 de 2Siguiente