Inicio > Destacado > PlayStation Vita Pets llena la portátil de mascotas

PlayStation Vita Pets llena la portátil de mascotas

Hace unos días la PlayRoom de Sony Madrid se llenó de babas, juguetes, y pelos. Es la inequívoca señal de que PlayStation Vita Pets estaba presente en el lugar. Fuimos invitados a jugar con los cachorros y tras pasar unas horas con ellos les cogimos cariño, no podemos negarlo.

Tu perro y tu

PlayStation Vita Pets vendría a ser la alternativa al exitoso Nintendogs de la competencia, dado que ambos tienen como principal cometido cuidar una mascota virtual, pero la opción de Sony además aporta una entretenida aventura para toda la familia.

Toda la aventura creada por Xdev y Spiral House está imbuida por una aura claramente educativa, enfocada al cuidado, al respeto y no abandono de estos nobles animales. Al comienzo del juego hemos de elegir (en un centro de adopción en lugar de la típica tienda de mascotas) cuál de los 4 cachorros queremos. Las razas disponibles serán husky, labrador, dálmata y collie. Cada una cuenta con sus propias particularidades, siendo la perrita dálmata más coqueta y presumida, en contraposición con un husky más chulesco y rebelde.

Estos temperamentos tan distintos entre sí, serán reflejados por el propio perro que es capaz de hablar y, ¡vaya que si lo hace! Simpáticos comentarios nos darán pistas sobre si nuestro cachorro necesita salir a jugar o una buena ducha. En particular el doblaje al castellano de las mascotas es soberbio, con algunas entonaciones y momentos tronchantes que harán que tanto niños como padres se mueran de risa.

Una vez tenemos a nuestra mascota, es hora de llevarla a casa, que será el único escenario disponible durante los primeros compases del juego. Allí tendrá que aprender, y tú también, las nociones básicas para moverse por el mundo.

Tendremos que ponerle un nombre recitándoselo por el micrófono varias veces hasta que lo aprenda, algo que en nuestro caso particular, no fue fácil por tener un perro rebelde. El husky. Una vez nuestro cachorro tiene un nombre, es el momento de que el pequeño se quede con la cara de su amo. Para esto la PS Vita nos hará una foto de la cara, garantizándonos que a partir de ese momento nadie puede continuar nuestra partida, pues el perro inmediatamente verá que no somos nosotros y se negará a obedecer.

Tendremos que alimentarlo, darle de beber, e incluso ducharle si vemos que está sucio o nos lo pide él mismo, además tenemos una divertida aplicación de realidad aumentada con la que podremos sacar a pasear al perro por el salón de nuestra casa. También podremos disfrazarle con un amplio abanico de divertidos complementos: gafas, sombreros, falditas de bailarina. Intentar no humillarlo demasiado.

El tesoro del Rey Rufus

Una vez dados estos primeros pasos es hora de comenzar a adquirir nuevas habilidades. Jugamos con nuestro perro a la pelota o le acariciamos en las zonas que nos va pidiendo hasta obtener experiencia y puntos suficientes para comprarle nuevos juguetes con los que desarrollar su habilidad de tiro para que pueda abrir las puertas que le permitan salir a explorar el basto mundo.

Aquí es donde PlayStation Vita Pets demuestra ir más lejos que el juego de Nintendo. Tras las puertas de nuestra finca encontraremos la Isla de Castlewood, un lugar de leyenda donde habitaban hace algunos años el rey Rufus y su leal perro Cosmos. El tesoro secreto del rey quedo perdido para siempre en la isla, a la espera de ser encontrado por un hombre y su valiente perro. ¡Nosotros!

Con este objetivo, marcharemos fuera de la casa para explorar todos y cada uno de los rincones de la preciosa isla y resolver los acertijos dejados por el Rey Rufus. El avance puede ser clásico o a través de la pantalla táctil con un control bien resulto.

Por el camino, un sinfín de tareas a realizar, descubrir pasadizos secretos, 30 emblemas que deberemos fotografiar y desbloquearán un objeto especial, zonas en las que nuestro amigo olfateará y desenterrará tesoros que pueden ser vendidos en la tienda de nuestra casa para conseguir monedas, obstáculos que tendremos que superar mediante la obtención o mejora de ciertas habilidades y la resolución de los ya citados puzles. Como podéis ver, una nota de variedad en un título que si no fuera así, se quedaría muy corto.

Todas estas funciones se encuentran aderezadas con un fuerte contenido educativo en el que destacan algunos detalles como el no poder proseguir en la historia hasta que nuestro chucho haga sus necesidades, teniendo nosotros que apartar la vista para que se concentre, y posteriormente, estar obligados a recoger su “regalito” depositándolo en una papelera cercana. Se ha buscado en todo momento responsabilizar a los niños de cara a tener en un futuro una mascota real.

Una mascota que no olvidaremos

La experiencia en general con PlayStation Vita Pets fue satisfactoria, aunque es de recibo señalar que tuvimos ciertos problemillas puntuales con el control que seguro están más pulidos en la versión definitiva. La inclusión de un modo con una historia y no solo centrado en cuidar y cuidar a tu perro como si fuera un Tamagotchi es un gran añadido que alarga la vida del juego hasta las 6-8 horas, algo bastante superior a la media en el género.

PlayStation Vita Pets ya se encuentra disponible completamente en castellano con un precio recomendado de 24,99 €. Quizá no sea el juego hardcore que revitalice las ventas de PlayStation Vita pero, más vale que no lo vea tu novia o te quedarás sin consola. Avisados quedáis.